El Indio Fernández, mexicano versátil

Emilio Fernández Romo, más conocido como el indio fue un actor, director, mitómano, cuenta cuentos, melómano, misógino que aportó mucho al cine nacional.

Fue famoso por ser la epítome del charro mexicano. Despreciaba a la mujer para cualquier otra cosa que no fuera un objeto sexual o para las tareas de la casa, es decir, vivía bajo el dicho de: “la mujer como el fusil, cargada y en el rincón”. De muy mal temperamento dentro y fuera del set, tanto que en una entrevista que le estaban realizando en el jardín de su casa, le disparó a un pato que no dejaba de graznar diciendo por toda explicación “pinche pato”. También era un mitómano cuenta cuentos, lo mismo decía que se emborracho con Gardel, que se escapó de prisión (a la que entró por formar parte de la rebelión huertista), de su amistad con Sergei Einsenstein, uno de los teóricos y realizadores cinematográficos más importantes de la historia, e incluso el famoso mito de que él sirvió de modelo para la estatuilla de los premios Oscar.

Todo eso y muchas cosas más hicieron famoso al realizador, al que le apodaban “Indio” porque su madre era una India Kikapú. Sin embargo no era lo único por lo que era conocido, también fue un prolífico actor, tanto en México como en Estados Unidos, iniciando esta faceta con varias películas western fronterizas bajo las órdenes del director John McArthy, a quien le aprende varios puntos del oficio de dirección.
En México participa poco a poco, realizando en 1935 su primer protagónico Janitzio realizando posteriormente papeles importantes en la cinematografía mexicana, como la película Allá en el rancho grande de Fernando de Fuentes, Almas rebeldes de Alejandro Galindo, Los de abajo con un guión de Mariano Azuela, Los hermanos del hierro de Ismael Rodríguez, La bandida al lado de María Félix y Pedro Armendáriz.
En Estados Unidos realiza Lucha de gigantes al lado de John Wayne y Kirk Douglas, La pandilla salvaje del gran Sam Peckinpah o Pat Garret & Billy the kid del mismo Peckinpah actuando al lado de James Coburn y Bob Dylan.

20130913-114743.jpg

Como director también filmó grandes joyas. Soy puro mexicano, Flor Silvestre, María Candelaria, Las abandonadas, Bugambilia, todas ellas con Dolores del Río y Pedro Almendáriz como protagónicos. También realizo Maclovia con María Félix e Islas Marías con Pedro Infante.

20130913-163713.jpg

Su sentido estético retrató muchas de las más grandes imágenes del México rural, de la mano del mejor Cinefotógrafo mexicano en la historia, Gabriel Figueroa y con sus historias representó el sentir de la época, siempre jugando con las emociones a flor de piel con sus personajes.

20130913-114759.jpg

Autor: Hectordramos

Lic. en comunicación con especialidad en Cine digital que siempre ha buscado un espacio para hacer, ver y hablar de cine. Cineasta, reseñista, podcastero y fan de los chocolates Costanzo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *